28 junio 2020

ENSALADA DE BROTES CON MANZANA, QUESO Y NUECES #ASALTABLOGSINVISIBLE

Este año estoy de un vicioso mangueril que no os podéis imaginar. Vamos, que me cuesta mucho renunciar a "robar" a alguien ¡y ya es el segundo asalto invisible al que me apunto! Último domingo de mes y toca de nuevo edición especial del reto #Asaltablogs. Y es que esta temporada llega a su fin pero había que despedirla a lo grande con una nueva convocatoria del Asaltablogs Invisible donde todos asaltamos a todos...¡superdivertido!


A mi esto de recibir el correo con nuestro "blog amigo invisible" me hace una ilusión tremenda. Y si la agraciada que me toca es alguien que me encanta ya es de traca. Se trata de Ro, cuyo blog Recetitas con Ro es siempre un auténtico placer visitar, lo tiene todo tan limpio y ordenado que me puedo pasar las horas dándome paseos...Que es justamente lo que me ha pasado porque me es muy difícil decidirme por una sola receta. De hecho ¡he cambiado tres veces de opinión!


Pero mira tu que al final he elegido para este asalto su ensalada de brotes con manzana, queso de cabra, nueces y vinagreta de miel y las razones han sido varias. La primera es que esta semana sólo apetecen cosas fresquitas, estamos a 30 ºC (que se agradece, oye) y lo de acercarme al horno como que lo llevo mal. La segunda es que justo esta semana he preparado mis brotes de lentejas y me parecía la ocasión ideal para usarlos. Y la tercera ha sido el aprovechamiento porque también tenía un trozo de queso mozzarella en la nevera que había guardado en su propio suero pero que había que usar ya (espero que Ro me perdone la licencia porque aquí el rulo de cabra no se encuentra).

Ingredientes: 150 g brotes de lentejas; 150 g mozzarella; 1 manzana verde; 50 g nueces (normales y pecanas); 1 cucharada miel; 2 cucharadas vinagre; 4 cucharadas aceite de oliva; sal; pimienta.

Preparación: Los brotes se pueden usar tal cual o, si lo preferís, se pueden escaldar 1 minuto en agua hirviendo. En el último caso, colar y eliminar el agua. Poner en una fuente. Añadir la mozzarella desmenuzada con las manos (¡siempre!), las nueces picadas con las manos y la manzana (pelada y sin semillas) en daditos. Mezclar todo y dejar en la nevera mientras preparamos la vinagreta.

En un bote de cristal poner el aceite, vinagre, sal, pimienta y miel, cerrar la tapa y agitar bien para emulsionar la vinagreta. Añadir a la ensalada, mezclar y servir fresquita.


Pues con esta receta tan rica me despido del #asaltablogs y nos vemos en la siguiente temporada. ¡Ha sido un placer asaltarte querida Ro!


14 junio 2020

GALLETAS DE CHOCOLATE (CRISPY AND CHEWY)

Reconozco que soy fan del Canal 24Kitchen. Me puedo pasar las horas viendo cocineros y recetas y darme cuenta de lo que fácil que parece para ellos y de lo dificil que, a veces, se me hace a mi, especialmente la repostería. Porque reconozcámoslo, yo no he nacido con esa mano mágica para los dulces...o puede ser que no tenga la suficiente paciencia.

Y mira que es como seguir una receta química, pero luego tienes que tener mano para decorar, montar, ajustar...y que te quede una preciosidad y yo eso no lo tengo. Tampoco soy tan dulcera, vamos, pero si que me gusta ver cómo otros hacen maravillas. Y eso me pasa con un programa que he descubierto recientemente en el susodicho canal de TV que se llama "Flour Power".

Es un programa de repostería divertido, lúdico y súper elegante ubicado en una cocina de inspiración retro, donde la bellísima anfitriona (Jessica McGovern) muestra lo fácil que es hornear, a la vez que desmitifica la ciencia, el arte y la magia de hornear, inspirando a los espectadores a hacer deliciosas y hermosas preparaciones con ingredientes saludables. ¡Una gozada!

Y mira tu que hace unos días preparaba sus famosas "crispy & chewy chocolate chip cookies", o lo que es lo mismo, sus dos variedades de galletas de chocolate (crujientes y masticables) que me llamaron poderosamente la atención porque la receta era igual para ambas galletas pero lo que cambiaba era la textura de la mantequilla y el tipo de azúcar utilizado. Así que me dije ¡tengo que probarlas! Bueno, eso ¡y que a mi Danny se le antojaron las galletas de chocolate!


Visualmente las dos son iguales, lo que cambia es que en un caso son más crujientes (las que le gustan a Danny) y en el otro son más tiernas al mordisco (estas son las mías) así que yo os traigo las dos recetas en una misma entrada para que hagáis las que más os guste. Yo las he regalado por el día de la madre y fueron un éxito ¡os lo aseguro! Además, si las guardáis en una lata aguantan muy bien.

Ingredientes para la versión crujiente (crispy): 240 g harina; 2 g bicarbonato de sodio (baking soda); 2 g sal; 90 g mantequilla derretida; 90 g azúcar blanca; 90 g azúcar morena; 1 huevo; 1/2 cucharadita esencia de vainilla; 240 g chocolate negro (75%).

Ingredientes para la versión tierna (chewy): 240 g harina; 2 g bicarbonato de sodio (baking soda); 2 g sal; 90 g mantequilla en pomada; 180 g azúcar morena; 1 huevo; 1/2 cucharadita esencia de vainilla; 240 g chocolate negro (75%).

Preparación: Las dos galletas se hacen con el mismo procedimiento. En un bol mezclar la harina tamizada con el bicarbonato y la sal.

En el bol de la amasadora poner la mantequilla (derretida o en pomada, según la galleta) y agregar el azúcar y batir con varillas hasta formar una crema. Añadir el huevo batido y la vainilla y continuar batiendo. Finalmente, ir añadiendo los ingredientes secos poco a poco sin dejar de batir.

Picar el chocolate en el robot y añadir a la masa, mezclando con una espátula. Poner la masa en un tupper cerrado y dejar en la nevera durante la noche. Sacar unos 30 minutos antes de empezar a hacer las galletas. Precalentar el horno a 170 ºC (calor arriba y abajo sin ventilador).

 


Coger porciones de masa con una cuchara y formar bolas. Colocar en la bandeja del horno forrada con papel sulfurizado y bien separadas entre ellas (yo he puesto 3 por fila). Hornear durante 17 minutos las galletas tiernas y durante 25 minutos las crujientes. ¡Están de muerte natural!

Estas son la versión crujiente:


Y estas son las más tiernas: